Cluj

Cluj-Napoca, simplemente llamado Cluj la mayoría de las veces, es un municipio ubicado en la parte norte de Rumania y fue el antigua capital de Transilvania.

A la fecha, su importancia sigue siendo significativa, teniendo en cuenta Cluj que es considerada la tercera ciudad más grande de Rumanía en importancia y es también el centro económico más importante del Noroeste.

Su historia pasada es muy larga y emocionante, pero hoy Cluj también es conocida por ser una hermoso destino turistico realmente adecuado para todos.

Índice

    Qué ver en Cluj

    Cluj es sin duda una ciudad muy grande donde podemos encontrar atracciones turísticas para todos los gustos.

    En primer lugar, una vez que llegas a la ciudad es posible visitar los pequeños pueblos vecinos, que se consideran pueblos medievales y que, por su aspecto característico, pueden realmente sorprender a turistas de todo tipo.

    Por lo tanto, es posible, en los primeros o últimos días de vacaciones, salir de Cluj para visitar sus pueblos cercanos. Bistriţa y Târgu Mureș son los dos pueblos característicos que podemos visitar alejándonos un poco.

    Para excursionistas y amantes de la montaña, Cluj también puede ofrecer una ubicación estratégica, debido a la presencia de las montañas Apuseni y las canteras de Scărișoara.

    En consecuencia, este municipio puede unir a los amantes del arte y las ciudades características con los amantes de las vacaciones marcadas por la 'montaña' y la diversión naturalista: por eso es un destino muy elegido y apreciado.

    Cluj es también una ciudad llena de catedrales y lugares de interés de diversa índole. En Piaţa Unirii podemos encontrar algunas, como la importante iglesia del siglo XV dedicada a San Michele (Biserica Sfântul Mihail); esta última está construida en el perfecto estilo gótico típico de Transilvania por lo que se recomienda como una de las primeras atracciones turísticas a visitar, para sumergirse por completo en el espíritu de la ciudad.

    También en Piaţa Unirii podemos encontrar Casa Hintz, famosa y apreciada por haber albergado la farmacia más antigua de la ciudad. Volviendo a los edificios religiosos, la Sinagoga Nueva es de visita obligada dado su estilo morisco.

    Pero no solo hay catedrales en Cluj, de hecho, los amantes del verde pueden visitar Central Park (¡también hay un en Transilvania, no solo en Nueva York!). Considerado el 'corazón verde' de la localidad, donde podremos divertirnos, ir al lago, almorzar y simplemente admirar la vegetación. Y si quiere ir más allá, es posible alquilar un bote de remos para poder pasar la tarde en una tarde despreocupada en el lago.

    También para los amantes de las flores, la naturaleza y el verdor, la Gradina Botanica Alexadru Borza (Jardín Botánico Alexadru Borza) es uno de los jardines botánicos más importantes de la zona y uno de los consejos más importantes es visitarlo.

    Fantanele Lake es un lago en medio de la naturaleza, excelente para los amantes del senderismo y quieren alejarse del centro de la ciudad y la mundanalidad.

    Aparte de eso, Cluj es también la tierra de los museos.

    En primer lugar, podemos visitar uno mucho más famoso, entre los más queridos de todos: el Museo de Zoología, dividido en dos categorías (terrestre y acuático) que alberga multitud de especies animales, con sus correspondientes descripciones. Diversión especialmente para niños o para todos los amantes de los animales.

    Cómo llegar a Cluj

    Avión

    Cluj es una de las localidades de más fácil acceso para los turistas, precisamente por su estrecha conexión con Transilvania y la gran afluencia de visitantes que tiene cada año

    Cuenta con un aeropuerto al que también podemos llegar con varios vuelos directos desde diferentes ciudades europeas.

    Autobús

    Esta es sin duda la forma más rápida y cómoda de llegar a Cluj, pero, por supuesto, hay otras formas. De hecho, los turistas pueden realizar un viaje en autobús, aunque este viaje es más largo y más 'complicado' si se tiene en cuenta que todas las compañías hacen más de una parada para todas las ciudades más pequeñas de Rumanía. ¡Ni siquiera Cluj tiene transporte directo!.

    Coche

    Una forma alternativa de llegar a Cluj es hacer un viaje en coche, aunque obviamente es mucho más largo y complejo que viajar en avión o en autobús.

    Si queremos hacer un viaje low cost, no pierdas de vista el tema del impuesto de circulación de Rovinieta que los vehículos con matrícula extranjera deben pagar una vez que entran en suelo rumano. Generalmente el costo varía de acuerdo al tipo de vehículo pero también al tiempo que permaneceremos en Rumanía.

    Evalúa los pros y los contras y ¡elige el viaje que más te conviene!.

    Subir